Esta es una pregunta que siempre se nos plantea al momento de armar el bolso para un viaje, y más si es un viaje largo. Nosotras preferimos viajar con mochila por ser más cómodas a la hora de trasladarse de un lugar a otro. Ella es la compañera a cada paso característica de los llamados “mochileros”. Primero que nada antes de hablar qué llevaremos, haremos unas recomendaciones para tener en cuenta a la hora de elegir la mochila. Normalmente, la mayoría de la gente opta por llevar dos mochilas. Una grande, en la que lleva la ropa y artículos para el viaje, y otra pequeña con las cosas de valor y del día a día. Sabemos que a la hora de preparar el viaje nos parecen pocas las cosas a llevar y la mochila por más grande que sea parece chica, pero por experiencia les decimos: cuanto más chica sea la mochila (la grande) mejor. Cuando haga una semana que carguen con ella para subir y bajar de los buses o caminen cuadra tras cuadra con su peso, lo van a agradecer. Un tamaño ideal para la mochila grande es entre 40 y 60 litros, y si es posible cómoda. A esto me refiero que traiga una armazón que colabore con la postura y  un espaldar acolchonado.

Pasaporte

Es el documento más importante. Hay que tener en cuenta, que la fecha de validez debe de ser como mínimo de seis meses superior a la duración prevista para nuestro viaje, por si sale algún imprevisto.
Se puede renovar el pasaporte sin haber caducado el actual. Recomendamos que el pasaporte sea de lectura mecánica o biométrico con microchip incorporado, ya que en algunas naciones como por ejemplo EE.UU es el único válido para entrar en el país.
Si pierdes el pasaporte o se caduca estando en el extranjero, todos los trámites para obtener el nuevo, se realizan en los consulados o embajadas.

Visas 

Es este otro requisito imprescindible para entrar en muchos países, infórmate antes si tu lo necesitas, ya que hay acuerdos particulares y recíprocos entre países. El visado es una pegatina en una de las hojas del pasaporte, donde consta que las autoridades del país a visitar, te permiten la entrada. Si lo has obtenido por internet, por ejemplo el eVisitor para Australia, únicamente te proporcionan un código que comprueban en la aduana.

Obtener el Visado es un tramite muy simple, que a veces lo realizan gratis en la misma aduana al entrar en el país, por ejemplo en toda Sudamérica o pagando como en Indonesia. En otros países es algo mas complicado y costoso, ya que se debe obtener en una embajada, por correo o internet, por ejemplo para la India.

Como muchas veces, es imprevisible fijar fechas de estancia de un determinado país, un buen sistema es obtenerlo en las embajadas o consulados de un país vecino. En el visado consta la fecha de entrada y a veces la duración, normalmente de 3 meses renovables hasta 6 para visados turistas, hay otros de más duración por motivos de trabajo o estudios. Cuando se agota este tiempo, existe el truco de salir a un país limítrofe y volver a entrar para iniciar nuevamente la cuenta.